De vuelta a este mal sueño

Verle llorar es lo más duro que he vivido en el último año. Verle triste, preocupado, ver en sus ojos el miedo. 

Será por la falta de costumbre. Será porque él es el pilar de mi vida, y no me gusta ver a mi héroe vulnerable y asustado. 

 

23 de junio de 2020, hace 13 meses que nos dieron una terrible noticia, y lo afrontamos. Pasados dos meses nos vuelven a contar que el tratamiento no ha funcionado y sentimos más miedo. Y un mes más tarde repiten biopsia y nos llaman con la noticia de “que no era cáncer”.

 

Lo celebramos, respiramos, nos desahogamos, nos enfadamos también. Pero pudimos seguir con nuestras vidas haciendo como si aquello no hubiese pasado, solo el recuerdo de un mal sueño.

 

Pero algo en mi cuerpo seguía avisándome. Durante meses tuve distintas alertas. Pedí nueva biopsia, pero llegó el confinamiento y se paralizó el mundo, dándonos tiempo para estar juntos en casa.

 

De repente ya estábamos en junio un año después, esperando los resultados de la nueva biopsia y sintiendo que mi cuerpo era distinto, perdía mi fuerza y energía poco a poco, él y yo sabíamos que algo no iba bien. 

 

Y sorpresa, vuelvo a leer la palabra linfoma en un documento que lleva mi nombre. Estamos de nuevo igual que hace 13 meses, aunque con algunas diferencias porque ahora me siento físicamente mal y vemos marcadores en negrita en las analíticas.

 

¿El siguiente paso? Más pruebas y tratamientos, un duro camino, más duro que el de hace un año. Siento miedo, pero también me siento tranquila porque se acabó perder el tiempo y ahora sí tomarán en serio mi caso y me quitarán de mi cuerpo todos los restos de este mal sueño. 

 

Hoy decido visualizar el objetivo y resultado final de curación, y conseguir una buena calidad de vida. Hoy decido visualizar a mi otra mitad con su sonrisa y su mirada llena de amor el día que nos conocimos, el día de nuestra boda, cuando nacieron nuestras hijas. Esos momentos de máxima felicidad son con los que quiero entretener a mi mente, a la vez que abrazo a mi héroe mientras llora.

 

 

 

Deja un comentario